viernes, 19 de febrero de 2010

Derrota


Derrota

Quién podría
tan fácil admitir la derrota?
Quién dijera
que sin esfuerzo el león quedaría vencido?
Quién pensaría
que la roca sería derribada por una lágrima?
Cómo se haría descriptible
el poder de solo dos ojos
que con apenas llegar a los mios
se adueñaran de mi alma?
Cómo entender el paso de la voz
que se abre camino en los torrentes del pensamiento
y llegan a lo profundo derrivando las fortalezas?
Si dijera que lo entiendo, por demás mentiria,
porque en ignorancia me siento,
cautivo en la mirada tierna
que sin palabras derribó mis defensas
y con el aliento de su presencia perfumó mi existir.
No hay palabras que describieran esos ojos,
esa mirada en la que quedé inmerso,
ese abrazo que, al arrullo del viento andante,
despertó en mi la locura de buscarte.
Donde estuvieres ahora
quiero encontrarte,
quiero con mis manos tocarte,
sentirte real,
sentirte viva,
conocerme vivo
en ese calor divino inalcanzable por los mismos sueños.
Quiero
llevar la marca eterna
de ese segundo incontable
que solo vive en tu aliento.

David Reese - 19 de Febrero de 2009

jueves, 18 de febrero de 2010

Solo Espero

A veces el tiempo es cruel.


Solo espero

Segundo a segundo, frío, avanza y se detiene,
como burlándose de mi espera,
como recordándome tu auscencia.
Pregúntome ¿donde estás mientras el tiempo canta
la melodía suave, a paso interminable,
del requiem del minuto anterior?.
Camina lento y sin apuro
dejando marcas de su paso,
mientras sueño con la mirada tuya
encontrarse con mis ojos en un tierno abrazo.
Espero vida mía, y solo espero,
aunque en esa espera mi aliento cesare.
Espero ángel de mi amor, solo espero,
en tus sueños entrar sin aviso
y sorprenderte en un abrazo bendito,
tomar tus labios y beber de ese elixir
mientras escribo en tu piel el poema eterno de tu belleza,
atrapados en la red divina de tu pelo
que nos sumara el uno al otro en un solo aliento
Espero, luna mía, solo espero,
aunque interminable pareciera el tiempo,
aunque acabandose sintiera mi aliento,
Espero, lluvia y esperanza, solo a Tí te espero.

David Reese - 18 de Febrero de 2010

miércoles, 17 de febrero de 2010

Ciencia Enamorada

Si bien esto es una tira cómica, como investigador y analista, lo encuentro divino...

¿Quién dijo que la ciencia no es romántica?


Fuente:
www.xkcd.com

Qué estás haciendo?

Girando en sentido antihorario

Cada vuelta roba al planeta
el momento angular

Reduciendo su giro
un poquitito

Haciendo más larga la noche,
empujando atrás el amanecer

Dándome un poquito
más de tiempo aquí

Contigo

A Tí te Quiero


A Tí te quiero

Quiero beber tu aliento de miel
en un beso indomable,
dibujar el cielo escondido
que en tus ojos es descrito,
alimentarme solo de la voz
que desde el manjar de tus labios
me llama a la vida.
Quiero desbordar mis sueños
en el mar salvaje del sudor de tu piel,
encontrar la gloria encendida
que en tus cabellos de halo nocturno
al guerrero valiente derriba.
Quiero vivir la magia divina
que de la música de tu mirada
escribe la historia en el tiempo.
Quiero recorrer punto a punto
los trazos de tu lienzo
y probar la dulce ambrosia
del manantial de tus pechos.
Quiero, leer la partitura suave
que en la noche tierna te arrulle
y despertar con el sol danzante
que al delicado compaz de tus suspiros
derrama la voz de la vida
a los colores de un nuevo dia.

David Reese - 09 de Febrero de 2009

martes, 16 de febrero de 2010

Contemplarte

Cada día trae consigo inspiración, cada mirada de tus ojos trae consigo un sueño...


Contemplarte

Contemplarte allí
descansando dulce en el silencio divino
que tu belleza angelical canta en el agonizar de la noche.
Escucharte respirar
soltando de tanto en tanto un suspiro
que como notas de una suave melodia
dibujan la gracia de tenerte cerca.
Mirarte allí, profunda,
haciendo cada segundo eterno
admirando el trazo del creador
en el arte celestial de tu piel.
Labios de miel y luz
del que bebiere la gloria de tus besos
en el que se esconden la vida y el sol;
Sol, al que veo entrar por la ventana
asomando lentamente su mirada
iluminando la escultura de tu cuerpo
dejando ver el brillo lenitivo
del manantial de tu pelo.
Contemplote, mi niña,
cuando dejas ver tus ojos
y llega a mi tu mirada,
cuando tu sonrisa tierna me saluda
y tu voz de brisa susurrante
da encuentro divino de luna y sol
a tu aliento y el mio.

David Reese - 11 de Febrero de 2010

domingo, 14 de febrero de 2010

Porque Tú eres Arte

Hace poco más de un año que me fueron devueltas las ganas de escribir, y sip, mi pluma no es perfecta, pero se está esforzando y por sobre todo está disfrutando lo que hace.
Bueno, si me lo preguntas, reina mía, esta eres Tú...


Porque Tú eres Arte

Obra alguna ha conmovido así a pintor nacido
o escultor de años sabios
ha podido crear tal bella forma,
no ha existido escritor que pudiere en letras plasmarte
ni aun con mil versos podría,
ni en todo su conocimiento,
ni aun en su mar de palabras
podría describir lo celestial
que en lo profundo de tus ojos de miel se esconde
No existe verso, ni trazo, ni cincel
que pudieran siquiera un punto de tu belleza mostrar
Eres el arte de la vida
que el cielo en inspiración pura ha creado,
eres la pieza perfecta
que el musico mas capaz no ha podido interpretar,
que aun al viento calla
solo para oírla respirar.
Eres el trazo suave
que en la ternura de colores intangibles
ha dado forma a las nubes
y color al sol.
Eres tú, Divina mía,
el arte vivo que la misma creación admira.

David Reese - 8 de Febrero de 2010

sábado, 13 de febrero de 2010

Mi Primera entrada, "Solo por un Segundo"


Siempre dije que no iniciaría un blog, ni tampoco una página o algo así... porque decía que no sabría qué escribir... al contrario encontré palabras... y alguien me preguntó por ello, entonces me dije: "lo intentaré..."... y aquí estoy...
Soy informático y en mis tiempos libres me considero pensador, así que aquí está el blog... y que sea lo que Dios quiera... jejeje

Empiezo por algo sencillo, algo que escribí hace poquito... porque solo necesito un segundo... y sé que, en sus brazos, ese segundo será eterno...


Solo un segundo

Dame un segundo de tu aliento
para dibujar en el aire
con el pincel de tus cabellos
el resplandor de la dulce mirada
que en tus ojos habla al corazón
Dame un segundo de tus ojos
para en ellos ahogarme
embriagarme en el elixir puro
de la ambrosia que de ellos mana
y encontrar allí la fuente de la vida
Dame un segundo de tu piel
que llama en los versos de tu andar
a cada palabra que describe mi palpitar
que aun en sueños canta su belleza
y describe el cielo en el baile de tu existir
Dame un segundo, tan solo un segundo,
de la vida que de tus labios brota
y escribire con ellos en el tiempo inmortal
la prosa más dulce que cuente la historia
de la más hermosa musa que viera el cielo
de la creación más perfecta que hubiera visto el tiempo.

David Reese - 28 de Enero de 2010